Paco Rosso

Paco Rosso, luz, color y fotografía.

Figura y fondo

leave a comment »

Área, figura y fondo

(c) Paco Rosso, 2013

 

Hay tres cosas que iluminar en una escena, el espacio, las figuras y el fondo.

Cada una de estas tres iluminaciones, área, figura y fondo, pueden iluminarse de manera independiente o combinada.

La iluminación de la figura puede tener de dos a tres luces. La base, la principal y la contra. La luz base proporciona el tono de las sombras y crea el estilo de la imagen. La luz principal crea una dirección para la iluminación y establece el modelado de las formas, la hora y la estación del año. La luz de contra tiene dos funciones que son despegar la figura del fondo, creando de esta manera una ilusión de profundidad y contribuir al modelado de las formas.

Hay tres tipos de figuras, la principal, la coadyuvante y la estructural. Es principal la figura o figuras sobre las que queremos que recaiga la atención. La figura coadyuvante es una figura que sin ser principal es necesaria para la comprensión de lo que queremos decir en la foto. La figura estructural es la que aparece en cuadro pero no podemos eliminar de él, como por ejemplo una mesa que aparece al realizar un retrato y que no tiene significado, tan solo no nos pareció prudente quitar la mesa de la escena para hacer la foto.

La figura principal no tiene por qué ser única, puede ser una figura principal múltiple, por ejemplo al fotografiar una pareja de novios no es uno de ellos principal y el otro coadyuvante, sino que ambos son principales, es una figura múltiple. En la foto de las firmas de unos novios, quien firma es figura principal, quien mira es coadyuvante, la mesa y la hoja de papel sobre la que firma también son coadyuvantes mientras que algunas de las personas que rodean a la figura principal son totalmente estructurales y su único propósito, si lo tienen, es contribuir gráficamente a la composición.

 

La luz principal solo puede ser una, nunca dos. No hay dos soles en la Tierra. Solo puede haber una dirección para la luz principal.

La luz base no es la luz de relleno, aunque se confunda a veces con ella. El tono que adquieren las partes en sombra de la figura no se realizan con luz de relleno, sino con luz base. La luz de relleno es un apaño para sostener a la luz principal, la luz base son los cimientos de la construcción de la iluminación. Un edificio no se construye levantando una columna sobre la arena y apoyando un contrafuerte para que la columna no se caiga. Un edificio se construye escarbando en el suelo y echando hormigón para crear una base sólida sobre la que apoyar las columnas, un edificio se construye levantando las columnas sobre los cimientos. Al igual en la iluminación, la luz base es el cimiento de la construcción y la luz principal la columna. La luz de relleno es ese apoyo que trata de que la columna erigida sobre la arena, sin cimientos, no caiga al suelo.

 

La luz base crea así el estilo de iluminación. Cuando es muy oscura respecto de la principal tenemos una imagen sombría que puede dar lugar a una composición en clave baja. Cuando la luz base tiene un nivel muy parecido al de la principal la imagen se vuelve luminosa y con poco contraste.

La luz principal crea la hora y la estación. Las tardes tienen luces bajas de recorrido horizontal y anaranjado, las mañanas son luces bajas de color azulado, los medios días son luces oblicuas con fuertes contrastes. Los medios días del invierno tienen luces más horizontales que los del verano. Además la luz principal proporciona volumen a las figuras al crear sobre su superficie un degradado tonal que nuestra visión interpreta como uno un abombamiento de la misma.

Tenemos que aprender a dar nombre a la luz principal, cuales son los efectos visuales que provoca y como podemos controlarla. De este conocimiento adquirimos el criterio para decidir qué tipo de foco emplear para realizar nuestra iluminación, primero, y nuestras fotos, después.

La luz de contra sirve para separar visualmente la figura del fondo y crear una cierta ilusión de espacio. Además sirve, cuando está algo girada, para ayudar a la sensación de volumen. No obstante la luz de contra a veces resulta artificiosa por lo que contribuye a la creación del estilo de iluminación.

 

En una escena con varias figuras podemos iluminar cada una independientemente o bien utilizar luces comunes para más de una. Si elegimos la primera manera, la posición de la luz principal nos va a ayudar en la creación del estilo, ya que en uno naturalista las principales deberían tener siempre la misma dirección mientras que en una artificiosa o abstracta podrían tener cualquiera.

 

La luz de área ilumina el espacio. Hay tres maneras de iluminar un espacio, por líneas, por áreas y por manchas. La luz de línea consiste en dividir el espacio en filas horizontales. Esta manera proviene en cierto modo del teatro, en el que sobre el escenario se montan barras de lado a lado de la que cuelgan los focos. La iluminación de áreas consiste en dividir el escenario en superficies que no sea filas horizontales sino en las que tengan cierta importancia la profundidad. La iluminación por manchas consiste en dividir la escena en áreas cada una de las cuales se ilumina de manera independiente y, en principio, sin relación entre ellas. Por tanto la iluminación de línea consiste en dividir el espacio en áreas en las que las figuras van a moverse de un lado al otro del encuadre; la iluminación por área en considerar el espacio para el movimiento de las figuras tanto en ancho como en profundidad y la iluminación por manchas asigna a cada figura un área de movimiento restringida, como islas dentro del mar escénico.

 

El fondo es espacio vertical y necesita soluciones de iluminación propias. La luz que se mueve horizontal produce iluminación vertical, la luz que se mueve verticalmente produce iluminación horizontal. La iluminación se nombra por el plano sobre el que cae perpendicularmente, no por la dirección del rayo de luz. En lo que a la iluminación concierne los fondos puedes ser: blancos, negros, coloreados, croma, blancos con color o en relieve.

El fondo blanco es muy versátil porque con él podemos obtener fondos blancos, grises, negros o coloreados. El fondo croma es verde o azul y se emplea para montar la figura en un espacio fotografiado a parte. Este tipo de fondo se diferencia del fondo coloreado a la hora de iluminarlo. El fondo coloreado debe aparecer coloreado en la fotografía final, no como el croma, que va a desaparecer para dejar sitio al paisaje virtual.

El fondo en relieve es cualquier fondo real formado por objetos, no una simple pared plana.

 

La luz que salga de nuestros focos va a reverberar en el entorno del estudio y parte de ella va a volver a la escena. Para controlar esta luz reverberada empleamos paneles blancos o negros, según queramos bloquearla o reflejarla en cierta dirección. Los paneles blancos se llaman esticos y los negros banderas.

A la hora de plantear la iluminación de un espacio podemos diferenciar las tres partes, área, figura y fondo asignando focos concretos a cada parte o bien emplear algunos puntos de luz comunes a varias. La luz de área suele emplearse también como base para la figura. Así un único foco, apoyado por la reverberación en el entorno, puede producir luz de base y principal e incluso la de fondo.

Podemos trabajar sobre las siguientes ideas:

 

Con un foco: puedes hacer la luz de área, y por tanto la base, y principal de la figura más la de fondo si la trabajas adecuadamente.

 

Con dos focos: puedes usar una para la base y área y la segunda como principal. Según como te plantees el fondo puedes iluminarlo también con uno de estos dos focos.

También puedes usar un foco como principal y base apoyandote en la luz de entorno más una contra.

 

Con tres focos: puedes usar uno como base y área, otro como principal y el otro como contra. Tambien puedes hacer una base y área, principal y fondo.

Si diriges adecuadamente el foco de fondo puedes hacer que te de fondo y contra.

 

Con cuatro focos, puedes emplear uno como base y área, otro como principal y los otros dos como fondo.

O bien base y area con uno, otro como principal, otro como contra y otro como fondo.

 

Con cinco focos puedes emplear uno como base y área, otro como principal, otro como contra y dos como fondo.

Anuncios

Written by pacorosso

19 mayo, 2013 a 13:38

Publicado en Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: